¿Qué es la UMAC o SMAC?

Seguro que alguno de vosotros ha oído hablar de la UMAC o SMAC (según Comunidad Autónoma), también conocida como la Unidad de Mediación, Arbitraje y Conciliación (de ahí sus siglas).

 

Es un proceso extrajudicial, en el que empleado y empresa pueden llegar a un acuerdo antes de iniciar un proceso judicial.

 

Este acto es obligatorio en las reclamaciones más habituales, cuando el trabajador no está de acuerdo con el despido efectuado por la empresa, o cuando se le deben salarios. Y hay unos plazos que respetar.

 

El primer paso es presentar la papeleta de Conciliación en la UMAC, por parte del trabajador o de su representante.

 

Una vez presentada la papeleta, la UMAC cita a ambas partes para que acudan al acto de conciliación. Debe acudir el representante de la empresa, y el trabajador o su representante, todos debidamente documentados. El acto se realiza ante un letrado que es funcionario de la Administración.

 

El acto puede terminar de 4 formas diferentes:

-        Con avenencia: se ha llegado a un acuerdo por ambas partes.

-        Sin avenencia: no hay acuerdo.

-    Desistimiento: el empleado no acude al acto, porque no quiere seguir adelante. En este caso, la papeleta se archiva. Y si el empleado quiere continuar, deberá presentar de nuevo la papeleta siempre y cuando todavía esté en plazo.

-        Sin efecto: cuando la empresa no acude al acto de conciliación.

 

Ahora ya sabéis qué es la UMAC, y para qué sirve.

 

 

Relacionado: El despido disciplinario está “de moda”